Tomate frito agricultura ecológica Pedro Luis 340 grs.

Procedente de la agricultura ecológica. Este tomate se elabora partiendo de vegetales frescos 100%, sin añadir colorantes, espesantes, aromas ni esencias artificiales. Se fríen todos los vegetales junto con el tomate fresco con aceite de oliva virgen extra, obteniendo así un tomate frito ecológico.

Presentación frasco de 340 grs.

Más detalles

quantity up quantity down

2,28 €

Conservas Artesanas Pedro Luis, en perfecta armonía de apego y respeto con la tierra, ha hecho una apuesta rotunda y clara por preservar el espacio físico heredado de sus mayores. La tierra y su entorno, el medio ambiente. Hace 40 años, su familia dedicaba su vida al cultivo del campo. A finales de los años 60 empezaron a envasar los frutos que recolectaban de sus propias tierras: sus espárragos y sus pimientos. Mimaban y vigilaban tanto los cultivos como la elaboración de la conserva. Hoy, se mantienen vivos ese mismo espíritu y ese compromiso de calidad que ellos iniciaron, basados en un control exhaustivo, tanto de los cultivos, como de las producciones, siempre limitadas, con ese sello personal de lo artesano y el esmero para conseguir un producto único. Se ha ido innovando en los medios productivos, todo ello sin perder en ningún momento los métodos artesanos de elaboración.

No hay comentarios de clientes por ahora.

Escribe tu opinión

Tomate frito agricultura ecológica Pedro Luis 340 grs.

Tomate frito agricultura ecológica Pedro Luis 340 grs.

Procedente de la agricultura ecológica. Este tomate se elabora partiendo de vegetales frescos 100%, sin añadir colorantes, espesantes, aromas ni esencias artificiales. Se fríen todos los vegetales junto con el tomate fresco con aceite de oliva virgen extra, obteniendo así un tomate frito ecológico.

Presentación frasco de 340 grs.

Escribe tu opinión

También podría interesarte

Tomate frito agricultura ecológica Pedro Luis 340 grs. <p style="text-align: justify;">Conservas Artesanas Pedro Luis, en perfecta armonía de apego y respeto con la tierra, ha hecho una apuesta rotunda y clara por preservar el espacio físico heredado de sus mayores. La tierra y su entorno, el medio ambiente. Hace 40 años, su familia dedicaba su vida al cultivo del campo. A finales de los años 60 empezaron a envasar los frutos que recolectaban de sus propias tierras: sus espárragos y sus pimientos. Mimaban y vigilaban tanto los cultivos como la elaboración de la conserva. Hoy, se mantienen vivos ese mismo espíritu y ese compromiso de calidad que ellos iniciaron, basados en un control exhaustivo, tanto de los cultivos, como de las producciones, siempre limitadas, <strong>con ese sello personal de lo artesano y el esmero para conseguir un producto único</strong>. Se ha ido innovando en los medios productivos, todo ello sin perder en ningún momento los métodos artesanos de elaboración.</p>
2,07 €